TEMA SELECCIONADO

▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬
TEMA :
Desastres Naturales en el Perú

ACONTECIMIENTO:
Alud de Huánuco



El tema a elaborar son los desastres naturales en el transcurso de la historia de nuestro país. Relativo a este tema tenemos el acontecimientos del desastre natural (Alud) ocurrido el viernes 02 de abril del 2010 en el departamento de Huánuco en la localidad de Ambo. Este sector sufrió de un deslizamiento de piedras y barro, los cuales cayeron sobre el pueblo llamado Aroyo, produciendo daños económicos y pérdidas humanas.


VIDEO DE PRESENTACION

OBJETIVO

El objetivo principal de la creación de este blog, es fomentar a la sociedad a que tomen precauciones para estos fenómenos ,ya que en el Perú con frecuencia ocurren desastres naturales. También, queda demostrado que los fenómenos ocurridos en el Perú por los hechos transcendentales a lo largo de la Historia son sucesos que nos invitan a reflecionar acerca de cuan vulnerables podemos ser ante un hecho de tal magnitud .Además, el gobierno peruano debe de realizar un estudio especializado de zonas para orientar a los pobladores a vivir en sectores seguros (con menor posibilidad de daño) y cuando ocurra estos fenómenos no afecten tanto a la sociedad .





▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬

miércoles, 21 de abril de 2010

HITO 1 : TERREMOTO DE LIMA Y CALLAO - 1687

Hoy en día, los terremotos son los acontecimientos catastróficos de forma natural con mayores consecuencias fatales humanas que existe en el mundo. Esta ocurre en cualquier momento y lugar, ciudades, y países enteros se ven afectados tanto económicamente como emocionalmente, ya que los estragos a consecuencia de ellos son más fuertes con los recuerdos de las personas que sufrieron dicho episodio y sucesos similares del mismo. Durante el Virreinato peruano sufrimos uno de los más grandes terremotos que afecto a la sociedad de aquel entonces. Este artículo está dedicado a este episodio cruel que nos jugo el destino en nuestra etapa virreinal, ese fatídico 20 de Octubre de 1687 donde nuestros antepasados sufrieron 2 terremotos de gran magnitud en forma consecutiva, pero ¿Por qué? ¿Por qué lo considero tan cruel? Ustedes pueden imaginar la inseguridad que se vivió durante todo un año, la escases de alimento que se produjo a consecuencia de ello, nuestros pobladores que después de haber creído tener una zona segura, ya alejada de su viviendas a los 2 días vuelva a temblar la tierra volviendo el pánico y el temor a la muerte, pues bien a continuación se desarrollara lo vivido durante este año.


El año 1687 fue devastador para el país, el Virreinato peruano tembló desde el 30 de Enero de 1687 hasta el 2 de Diciembre del mismo; sin embargo, el más importante, trágico y con mayor intensidad se situó el 20 de Octubre. Esta última fecha la población limeña aun sumida en sus sueños fue sorprendida por un sismo de 8.0~8.5 grados a las 4:15am aprox. con una prolongada duración. El sismo tuvo su epicentro en el mar a poca distancia de Cañete. Debido a su extraordinaria fuerza se le clasificó como de mayor potencia ocurrido en el Virreinato. Causo graves daños desde Lima hasta el Callao, arrasando asimismo, la costa peruana como Pisco, Ica y Cañete. En los Andes, Huarochirí y Arequipa resultaron muy afectados. Durante estas fechas quien gobernaba el Perú era el Virrey D. Melchor de Navarra y Rocafull, Duque de la Palata, este durante el primer sismo pudo controlar satisfactoriamente la situación caótica de la población, esparciendo la calma a los mismos;sin embargo, durante el segundo sismo ocurrido a las 5:30am aprox. fue incontrolable, ya que la magnitud fue tanta que conllevo a la enérgica población al pánico extremo los derrumbes de casas, iglesias y grietas en el suelo se hacían más intensas. Cuentan las crónicas que los novicios jesuitas rezaron a grito pausado, durante todo este tiempo, también, los gritos, gemidos e imploración de misericordia por parte de la población limeña. Sin embargo, estos gritos desesperados de auxilio a Dios fueron en vano, las consecuencias fueron terribles, cifras aproximadas dan a conocer que a consecuencia de ello se hallaron 1541 víctimas entre heridos y fallecidos de una población que albergaba 4~5millones de pobladores (cifra aprox., ya que finales del siglo XVI es 1.290.719 habitantes). Así mismo, el derrumbe de construcciones en la ciudad como por ejemplo las siguientes: la Iglesia de Santo Domingo, los Portales de la Plaza Mayor, el Palacio de Gobierno, la Capilla Mayor de San Marcos y entre otros edificaciones donde residían los pobladores limeños. Por otro, un tsunami arraso el puerto del Callao y cobro más víctimas, el virrey se pronuncio antes este hecho mencionando un pequeño informe por lo sucedido:


"En el Puerto del Callao, no ha quedado casa ni edificio en pie, aviendo allí perecido mucha gente, por que al temblor se siguió otro enemigo de igual fuerza, pues retirándose la mar de manera que se vio gran parte del puerto seco, bolbió con mayor ímpetu y furia contra la tierra que la inundó toda y de los que pudieron escapar de la horribilidad y temblor del terremoto se anegaron muchos en el mismo camino que escogieron para salvar las vidas".


A pesar de estos acontecimientos en el Callao se logro rescatar aun mal herido al Arzobispo de Lima Don Melchor de Liñán y Cisneros, que se encontraba convaleciente de una grave enfermedad en este último distrito. Se sabe que el techo que se desplomo de su habitación cayendo justo sobre una viga suelta y esto lo salvo de una muerte segura.

(*)Foto del Arzobispo de Lima Don Melchor de Liñán y Cisneros.



Otro aspecto de consecuencia negativa es la escases de trigo, materia prima entre los alimentos de la época, el sismo se sintió en Trujillo, pasando por el Valle de Chicama esterilizando así la tierra de producción. Producto de ello, el trigo encario hasta venderse a 25 a 30 pesos la fanega y, así mismo, dejo de producirse en la Costa peruana. Entre otros productos, también escaseo el cereal proveniente de la ciudad de Lima. Sin embargo, con respecto al tema se crea una cierta polémica que aun es discutida por los historiadores, ya que algunos de ellos reflexiona sobre el tema y llegan a la conclusión de que no es exactamente el sismo lo que ocasiono esta “ruina triguera” citando a uno de ellos, Alberto Flores Galindo, que menciona lo siguiente:


“¿Por qué, si en el Perú se pueden contar una

veintena de terremotos tan formidables como aquel e incluso algunos de

mayor intensidad (como el de 1746), ninguno de ellos causó mal a la agricultura?

¿Cómo puede un temblor provocar daños tan catastróficos y, sobre

todo, tan prolongados?9

Para este autor las verdaderas razones de la preponderancia del trigo

chileno hay que buscarlas en explicaciones de índole fundamentalmente

económica, basadas en la mayor productividad y menor precio del cereal chileno. A ello se deben sumar los intereses de los poderosos gremios de

navieros y panaderos limeños, que estaban fuertemente decididos a mantener

este lucrativo negocio y lograron imponerse a los menos organizados

hacendados de los valles costero.”


Entonces, como se puede ver existe la controversia si el sismo afecto de algún modo la esterilización de la tierra o solo fue una excusa para obtener poder lucrativo, en todo caso lo que falta acá son mayores fuentes que relacione de algún modo este argumento, también dicho por Flores Galindo.


Finalizando los días del acontecimiento, el país se integro en un plan de rescate y reconstrucción, el Virrey reconstruyo gran parte de la ciudad aunque fue igualmente destruida por el gran sismo de 1746. Debemos resaltar que el virreinato peruano está ubicado en una zona altamente sísmica y los terremotos anteriores de 1586, 1655, y posteriores como el de 1746 demuestran la vulnerabilidad física de nuestra ciudad. En esta época el materia de construcción no es, ni aun lo es, un material que soporte fuertes movimientos sísmicos, es más importante observar cómo las edificaciones son usadas y transformadas a través del tiempo para disminuir los estragos de estos. Finalmente, deseo acabar el artículo con esta cita dicha por el Virrey vivido en su lapso de gobierno para entender que tan grave fue el año 1687 para el país:


"Faltaba que la tierra se declarase también por instrumento de la ira divina, y en 20 de octubre de 1687 hizo tan espantosos movimientos que nos arrojó a todos de las casas y quedó esta ciudad arruinada. De todo nos pudo, pues, tener avisados y prevenidos el misterioso sudor y llanto de una devota imagen de la Madre de Dios, que desde el mismo día 4 de julio del mismo año del 687 se repitió por 32 veces en diferentes ocasiones, pero nuestra tibieza defendida de la religiosa tardanza en el reflexivo examen para calificar un milagro fue deteniéndose en la creencia del sudor y las lágrimas, y aunque se repetía a vista de testigos de mayor excepción, porque la continuación de esta maravilla los hacia acudir para observarla, no quiso Dios que se calificase el milagro hasta que lo calificó la misericordia de su Madre Santísima, que con sus lágrimas detuvo el poderoso brazo de la justicia divina en la misma ejecución, pues ninguno de los que podemos contar el espantoso suceso del 20 de octubre, podrá dejar de observar en su persona y familia el milagro de haber quedado con vida; y todos reconocieron en las lágrimas y sudor de esta santa imagen la clemencia y congoja con que venció a su Hijo Santísimo, porque no acabase con esta ciudad”




video

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada